El Austral de Osorno sobre la charla en la CChC Osorno

El siguiente artículo de la periodista ana María Aceitón L. fue publicado el domingo 14 de junio en EL AUSTRAL de Osorno en página 4.

Véase también ¿Podemos calefaccionar una ciudad con leña?

titulo el australarticulo el austral

Experta recomienda secar la leña en casa para evitar contaminación del aire

Eficiencia. La arquitecta alemana María Blender explica que con simples medidas como la ventilación, usar adecuadamente la estufa y disminuir la humedad del producto es posible bajar las emisiones.

Lograr que Osorno vuelva a tener un aire limpio y puro durante el invierno es el objetivo que busca lograr el Plan de Descontaminación para Osorno, sin embargo el uso de calefactores a leña es el principal problema que debe enfrentar la ciudad, ya que el desafío se duplica al requerir confort térmico y al mismo tiempo aire limpio.

Para eso la arquitecta María Blender llegó a Osorno para proponer cinco claves que permitirán entregar calefacción a los hogares y también descontaminar el aire.

“El uso responsable de la leña, un nuevo aire para Osorno”, fue la charla que dictó la arquitecta alemana gracias al apoyo de la Cámara Chilena de la Construcción Osorno (CChC) y la Corporación de Desarrollo Tecnológico (CDT).

Entre las propuestas de Blender se cuentan medidas simples como el buen uso del tiraje y encendido del fuego, la ventilación constante de la vivienda y el secado particular de la leña.

Asimismo, propuso dos medidas estructurales que son el aislamiento térmico de los hogares y el mejoramiento de los calefactores. La base de todo, eso sí, es la educación y sensibilización de las personas, afirma la experta alemana.

Sin emisiones

María Blender es máster en Arquitectura de la Universidad de Stuttgart y hace varios años vive en Chile, por lo que le motivó el tema de la leña, ya que es el principal combustible usado para la calefacción de los hogares y proveedor de energía en las grandes industrias.

La experta asegura que si las ciudades contaminadas con material particulado fino (MP 2,5) como Osorno internalizaran estas medidas, podrían lograr descontaminar el aire de las emisiones sin dejar de usar la leña.

Leña nativa

En Osorno, según los datos recopilados por el estudio de caracterización de uso de leña realizado por la Universidad Católica de Temuco en 2013, en la ciudad es de 459.920 metros cúbicos (m3) por temporada y un consumo promedio de 12,7 m3 por hogar.

En ese panorama, la experta explica que lo primordial es producir y consumir leña nativa pues permite un mejor uso del suelo y un proceso más sustentable y sostenible en el tiempo.

“Hay que procurar usar la madera nativa porque esa será la base de la sustentabilidad, ya que un árbol que creció en la zona entregó oxígeno durante su vida y luego cuando muere quemado libera dióxido de carbono, entonces su proceso se anula, no como las especies exóticas que solo llegan a la zona para ser quemadas y producir emisiones al aire y maltratar el suelo”, precisa la arquitecta.

Para la experta, esto es lo primero para lograr el uso eficiente de la leña en cualquier lugar. Luego se da paso a la etapa del secado, que advierte, está basado en gran medida en la voluntad de las personas y eficiencia energética de la vivienda y el calefactor.

Certificada

En cuanto a la voluntad, la experta alemana agrega que también debe venir de parte de las autoridades, ya que es necesario que las iniciativas se mantengan en el tiempo a través de programas o políticas públicas.

“El resultado e integración del uso eficiente de la leña es un proceso que requiere por lo menos cinco años de trabajo y concientización en la comunidad para comenzar y luego debe haber un cambio de conducta de todos los que integran la comunidad”, aclara.

En ese sentido, dice que el proceso de certificación de la leña que se realizó hace unos años era un buen inicio para lograr cambios, pero no fue permanente.

Ahora Blender cree que con iniciativas particulares, es decir de cada familia, también pueden haber cambios importantes y son gratis.

“Hay cosas que todos podemos hacer como por ejemplo un buen secado de la leña durante los meses de verano, dejándola un poco levantada del suelo y tomando 30 centímetros de distancia con los muros y entre pilas de troncos de menos de 20 centímetros de diámetro. Además, debe estar descubierta para que el viento la seque y así aumente en al menos un 30% la producción de calorías”, comenta.

Para lograrlo es necesario que las personas compren su leña al menos dos meses antes de usarla y luego hacer una quema eficiente a través de un calefactor de doble cámara y ojalá de doble ducto, denominados de “cámara estanca” que son la última tecnología.

Aunque asegura que con el uso adecuado del tiraje, una buena técnica de encendido del fuego y limpieza de los cañones, además de ventilación permanente, también es posible reducir las emisiones.

“Efectivamente hay varias cosas que requieren aportes del Estado, como la aislación térmica y el cambio de los calefactores, además de la producción de leña necesaria para la comunidad, pero también hay medidas que pueden ser adoptadas por todos y que valen la pena si queremos seguir usando la leña como el principal combustible en nuestros hogares”, enfatizó.

 

Comments

  1. […] El Austral de Osorno sobre la charla en la CChC Osorno […]

    Posted by ¿Podemos calefaccionar una ciudad con leña? | Maria Blender

    Link | June 17th, 2015 at 19:22

  2. buena charla, felicitaciones!!

    Posted by jean pierre celery

    Link | June 23rd, 2015 at 20:26